Pasar al contenido principal
CERRAR

Un intendente de la Policía perdió la vida en un operativo en Ocaña

El uniformado y su compañero fueron atacados con arma de fuego cuando realizaba un procedimiento. En la reacción murió un presunto sicario.
Un intendente de la Policía perdió la vida en Ocaña
Mi país
Foto: Colprensa
Johanna Lobo

Un policía muerto y otro uniformado herido dejó un ataque armado contra los miembros de la Fuerza Pública cuando adelantaban un operativo de control a establecimientos públicos en el barrio Santa Clara, de Ocaña en Norte de Santander.

En medio de la operación policial se generó un cruce de disparos con tres hombres armados y en el hecho perdió la vida uno de los servidores públicos, mientras que su compañero resulto herido.

El teniente coronel Alejandro Reyes Ramírez comandante (e) del Departamento de Policía Norte de Santander señaló que el hecho se presentó en las horas de la mañana cuando los uniformados ingresaron a una ferretería a realizar un operativo y fueron atacados.

“Personal adscrito a la seccional de protección y servicios especiales del departamento de policía, se encontraban realizando un control a establecimientos públicos y fueron atacados cobarde y vilmente por tres delincuentes, en la reacción se presenta un cruce de disparos dando como resultado la neutralización de uno de los delincuentes y el lamentable fallecimiento de uno de nuestros héroes”.

El uniformado fallecido fue identificado como el subintendente Leonardo Jaimes, adscrito al grupo de Protección de Turismo de la Policía Nacional en Ocaña. Entre tanto, se desconoce la identidad del sujeto que perdió la vida en el enfrentamiento con los uniformados, mientras los otros dos delincuentes huyeron. En el hecho dos particulares también resultaron lesionados.

Las autoridades ofrecieron una recompensa de hasta cincuenta millones de pesos para quienes brinden información para dar con los responsables del ataque.

Inicialmente los heridos fueron trasladados a la sección de urgencias del Hospital Emiro Quintero Cañizares, en donde uno de ellos falleció, según lo indicó el médico coordinador de urgencias Antonio Monroy.

“Recibimos en el servicio urgencias cuatro heridos por arma de fuego, procedentes de la Ondina en Ocaña, los pacientes ingresaron, uno en paro cardiorrespiratorio sin signos vitales, él era un policial que se atendió con todos los servicios de urgencias con los especialistas y los médicos de planta de servicio, se reanimó durante más de 30 minutos pero a pesar de todos los esfuerzos de los facultativos, infortunadamente falleció. Otro policial que también tuvo una herida por arma de fuego en miembro superior sin compromiso de su integridad general, hubo además dos heridos civiles, ambos están estables”.

Artículos Player

ETIQUETAS

00:00:00
Al aire
100%
En
+Colombia
Exploremos